1. Es una reflexión muy interesante. Tener un hijo hay que tenerlo muy claro y hay que saber de antemano que no es, ni mucho menos, un jardín de rosas. Yo creo que decidí no tener hijos porque soy una cobarde, para qué vamos a negarlo… Un besote.

    • Jajajaja, me parto. No te creas, hay momentos de la vida en los que las hormonas no te dejan ser muy racional, pero de ahí al capricho… Ole tu por tu decisión y ole la que quiere cinco o seis mientras sea una decisión en primera persona. Un besote!

  2. Mis tortuguitas

    Cierto y duro todo lo que dices… Tener un hijo es una decisión muy importante que te cambia la vida de forma radical, pero aún así muchas madres hemos repetido la experiencia, muchas madres hablamos maravillas de nuestos hijos, aunque hayan dias que los regalemos… Todo esto lo provocan las hormonas, porque como bien sabemos, somos muy diferentes a los hombres…
    Pero una cosa es cierta, hay que abrir los ojos a mas de una jovenzuela que no sabe donde se mete… y sinceramente si tiene tanto amor para repartir, que se ponga a ayudar a los mas necesitados que desgraciadamente hay muchos….
    Besotes!!!

  3. Deberías registrar este post y que lo publicasen como texto obligatorio de todos los temarios estudiantiles, a ver si así se conciencian algunas desde pequeñas y cuando les llegue el momento de querer «dar ese amor» hacen examen de conciencia y son sinceras con ellas mismas. Lo digo porque llevo una semana viendo a dos en el parque que tenían mucho amor que dar pero mucha paciencia que recibir y mucho orgullo q las sobra. Si vieras como tratan a sus hijos…negra me tienen!! Lo dicho, que un post de 10!!

  4. Beatriz

    Bueno me ha encantado, el título ya lo define a la perfección «verdad, Verdadera» y como un templo, más de una debería releerlo.
    Besitos!

  5. Bueno, bueno, bueno, no podría estar más de acuerdo con todo lo que dices, especialmente con lo de la culpa/miedo… a mi me tienen frita esos dos.
    Por cierto, el cambio de Vera es más que evidente, pero Nora está cambiadísima también

  6. melibea

    Uoooo!! Acabo de encontrar este blog, ¡qué bien pinta! Estoy leyendo de más nuevo a más antiguo y me encuentro con esta reflexión que me ha llegado al alma… Enhorabuena. Te sigo desde ya.

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *